Los 7 mejores pedaleadores para entrenar en casa de 2020: ejercicio suave para todos

Con mando a distancia

Novohogar

Dispone de un mando a distancia para mayor comodidad en la configuración de la resistencia

Con cuerdas de tensión

MaxKare

Muchos niveles de resistencia ajustables. Permite trabajar brazos y piernas a la vez

Genial calidad precio

Ultrasport

Básico y sencillo, cuenta con muchas valoraciones que, por lo general, son positivas

Para uso intensivo

Fitodo

Robusto y compacto, su freno magnético lo convierte en un pedaleador silencioso para usarlo cada día

Para uso casual

AGM

Barata y con una calidad intermedia, será suficiente para aquellos que no la usen con intensidad

Doble pedal

PrimeMatik

Su pedal doble permite realizar ejercicio simultáneo en las cuatro extremidades

Plegable y barato

Himaly

Su precio reducido y que sea plegable la hace ideal para un uso casual, sea donde sea

Con mando a distancia

Novohogar

Dispone de un mando a distancia para mayor comodidad en la configuración de la resistencia

Con cuerdas de tensión

MaxKare

Muchos niveles de resistencia ajustables. Permite trabajar brazos y piernas a la vez

Genial calidad precio

Ultrasport

Básico y sencillo, cuenta con muchas valoraciones que, por lo general, son positivas

Para uso intensivo

Fitodo

Robusto y compacto, su freno magnético lo convierte en un pedaleador silencioso para usarlo cada día

Para uso casual

AGM

Barata y con una calidad intermedia, será suficiente para aquellos que no la usen con intensidad

Doble pedal

PrimeMatik

Su pedal doble permite realizar ejercicio simultáneo en las cuatro extremidades

Plegable y barato

Himaly

Su precio reducido y que sea plegable la hace ideal para un uso casual, sea donde sea

Hoy es el Black Friday, el día más fuerte de la semana en Amazon. Date prisa y echa un vistazo a los mejores chollos. ¡Corre que vuelan!

Quiero ver las mejores ofertas del Black Friday

La primera vez que vi un pedaleador pensé “vaya, esto va a ir genial para meterlo debajo del escritorio mientras escribo artículos para Wikiversus”. Y no me faltaba razón, ya que a diferencia de otras máquinas para hacer ejercicio aeróbico es más bien pequeña.

Los pedaleadores son una buena alternativa a bicicletas estáticas y elípticas, tienen una buena cantidad de ventajas respecto a ellas, aunque también hay cosas que se echan de menos. Aún así, dependiendo de tu trabajo, encontrarás que es una forma muy interesante para hacer ejercicio.

A continuación vamos a descubrir qué es un pedaleador, los mejores a los que puedes optar para ejercitarte, sus ventajas y algunas cosas más. Cuando los conozcas, seguro que piensas igual que yo en lo de ponerte uno debajo del escritorio.

Con mando a distancia

Novohogar

Resistencia ajustable y modo automático
Pantalla LCD
Ideal para todas las edades
Diseño compacto y ligero

Me gusta

  • Pedaleo asistido por motor eléctrico
  • Mando a distancia con todos los botones de configuración
  • Diseño elegante, pero sencillo

No me gusta

  • Tienes que conectarlo a la corriente eléctrica
  • Los colores no es que sean demasiado bonitos
  • Como ocurre con otros pedaleadores, puede que se desplace si le das caña

Uno de los principales inconvenientes de los pedaleadores es el cambio de resistencia cuando le estás dando caña: tienes que dejar de pedalear y encorvarte para ajustarlo todo de nuevo, lo que puede romper tu buen ritmo de ejercicio. Pero eso no ocurre con la Mini Bike Eléctrica 12359 de Novohogar.

Este pedaleador eléctrico cuenta con mando a distancia conectado a la máquina a través de un cable. No es una maravilla, pero evitarás detenerte para configurarlo todo de nuevo. Más allá de la curiosidad, es compacto y ligero, ocupando muy poco.

Al ser eléctrico la resistencia es mucho más suave que otros pedaleadores, aunque el único inconveniente es que vas a tener que conectarlo. Pero un punto a favor es que tiene asistencia para el pedaleo, tanto en una dirección como en otra. Vamos, que si te cansas de pedalear igual lo hace la máquina por ti.

La pantalla LCD está en el mando a distancia, con el cual puedes observar las constantes y datos de tu sesión de pedaleo con muchísima comodidad. Sin duda, el pedaleador de Novohogar es muy interesante para personas mayores y gente que le de rabia detenerse para reconfigurar la máquina.

Con cuerdas de tensión

MaxKare

Con cuerda de resistencia
Pedales y parte inferior antideslizantes
Diferentes niveles de resistencia
Monitor LCD

Me gusta

  • Puedes trabajar brazos y piernas a la vez gracias a las cuerdas de tensión
  • 16 niveles de resistencia ajustables gracias a un freno magnético
  • Cuenta con un asa para facilitar el transporte

No me gusta

  • Su precio es algo elevado si no lo vas a usar cada día
  • Lo de facilidad de transporte es relativo, ya que sigue pesando más de 8 kilos
  • La calidad de la pantalla LCD podría ser mejor

Otro pedaleador interesante para aquellos que busquen usarlo cada día, pero con un añadido muy a tener en cuenta. El MC-B-222201-N de MaxKare es compacto y de diseño moderno, sin nada que envidiar a otros pedales estáticos gracias a los extras que posee.

Este pedaleador cuenta con 16 niveles de resistencia gracias a su freno magnético. Podrás ajustarlo gracias a la rueda debajo de la pantalla LCD, que te aportará la distancia recorrida, calorías y cuatro cosas más que te motivarán a seguir pedaleando. Además, es silencioso gracias a este tipo de resistencia.

Lo interesante es que cuenta con cuerdas de tensión. Estas pueden instalarse a ambos lados del pedaleador y combinar ejercicios de piernas con algunos de brazos, por lo que podrás ponerte en forma con mayor rapidez. Por ejemplo, puedes simular el ejercicio que se consigue con la máquina de remo.

En su diseño viene incluida una asa que facilita su transporte, aunque su tamaño y peso (de más de 8 kilos) tampoco lo convierten en un pedaleador adecuado para pasearlo por la calle. Si vas a aprovechar las cuerdas de tensión, es una buena opción mientras andas viendo la tele.

Genial calidad precio

Ultrasport

Consola con pantalla grande LCD
Peso máximo del usuario hasta 100 kg,
Volante de 2 kg
Resistencia regulable manualmente

Me gusta

  • Precio apto para todos los bolsillos
  • Diseño en negro, adaptable para cualquier entorno
  • Pequeña y compacta, perfecta para guardarla tras su uso

No me gusta

  • No pesa demasiado y puede llegar a desplazarse según la fuerza y superficie
  • Hay pedaleadores mejores, pero a un mayor precio
  • Ideal para personas que quieren un pedaleador decente para comenzar

No tienes por qué gastarte mucho en un pedaleador. Eso es lo que opina mucha gente, ya que se trata de una máquina complementaria y no una de las principales. Por eso, el Ultrasport Mini Bike 50 es de las más adquiridas por muchos clientes. Una de las razones, su precio.

Este pedaleador cuenta con resistencia manual con un volante de 2 kilogramos, que puedes configurar a través de un tornillo de tensión. Encima tiene la pantalla LCD con todos los datos esenciales de tu maratoniana sesión de pedaleo de oficina. Y por lo demás, su diseño en negro hará que este pedaleador pase desapercibido.

No hay mucho más que destacar, aunque hay opiniones para todos. Suelen ser positivas, aunque hay alguna que indica que no ha estado conforme con la calidad del pedaleador por anomalías en su funcionamiento. Pero lo dicho, este está pensado para un uso casual no diario.

En comparación a otras no es una maravilla, pero puede ser un primer pedaleador para que veas que te gusta, le cojes el ritmo y creas un hábito saludable, ya sea en casa o en el trabajo. El peso máximo del usuario es de 100 kilos.

Para uso intensivo

Fitodo

Resistencia de 8 niveles ajustable
Movimiento suave y silencioso del pedal
Monitor LCD
Sólo necesita 4 pasos para instalar todas las piezas

Me gusta

  • Su peso y tamaño hace que no se muevan de su posición
  • El freno magnético es silencioso y fácilmente ajustable
  • Resiste de forma adecuada el uso diario con intensidad

No me gusta

  • La resistencia está colocada en el lado opuesto a la pantalla
  • Su precio sube bastante, si no vas a darle un uso diario
  • No se puede plegar y es complicado transportarlo

Si quieres ponerte serio con eso de trabajar y ejercitarse, lo mejor es que optes por un pedaleador de calidad. Un pedaleador con el que primero se rían tus compañeros de trabajo, pero luego envidien esas piernas de Cristiano Ronaldo que te han salido de tantas horas dándole en la oficina.

¿Cómo? Con el pedaleador magnético de FITODO. Compacto y con materiales de calidad, esta máquina de fitness destaca al contar con 8 niveles de resistencia que podrás ajustar con facilidad gracias a una ruedecillas. Al ser el freno magnético, el pedaleador es silencioso y suave de utilizar.

En su pantalla LCD, que funciona gracias a la energía que generas con tu pedaleo, podrás contemplar los datos básicos de tu ejercicio (calorías quemadas, duración, recorrido y poco más). Pulsando un botón podrás ir saltando entre los diferentes datos, aunque debas agacharte un poco para ello.

Pesa unos 10 kilos y mide 62 centímetros de largo por 42 de ancho, por lo que ahí donde lo coloques debe quedarse. Lo bueno de esto es que es muy estable y no se moverá de la posición. Sin duda un pedaleador para aquellos que le vayan a dar todos los días.

Para uso casual

AGM

Pedales para mano o pie con correa ajustable
Diseño mini y compacto
Pantalla digital LCD
Fácilmente ajustable con tornillo de tensión

Me gusta

  • Precio más que adecuado
  • Simple de utilizar, ya sea con pies o manos
  • Cumple lo que promete

No me gusta

  • El freno es a través de un tornillo de tensión
  • Puede acabar estropeándose con ejercicio intenso
  • Se desplaza al pedalear si no pones un tope o alfombra que aguante la posición

El pedaleador Bike-Mini-LCD de AGM es sencilla pero funcional. Su diseño es bastante simplón, pero a la vez puede encajar en cualquier entorno donde la coloques. De todas maneras, si está debajo de un escritorio, todo el mundo creerá que ese plateado es una torre de PC.

Este pedaleador de la marca AGM tiene resistencia ajustable de forma manual a través de una rueda, los pedales disponen de correa ajustable y en la carcasa está integrada una pantalla LCD que funciona con una pila AAA. Esta te indicará el tiempo, las calorías, la distancia recorrida y poco más.

La resistencia se genera a través de un tornillo de tensión, es decir, a más lo aprietes más te costará pedalear. No es el mejor de los sistemas, pero reduce considerablemente el precio de este tipo de máquina de fitness.

Su diseño la convierte en un pedaleador bastante estable, aunque siempre es recomendable poner alguna alfombra debajo para que no se deslice. Ideal para aquellos que la usen de tanto en cuanto y no quieran invertir mucho en un pedaleador de mejor calidad.

Doble pedal

PrimeMatik

Pedales para realizar ejercicios de brazos y piernas
Pies antideslizantes, con cinta de fijación a los pies
Intensidad de ejercicio regulable

Me gusta

  • Es barato
  • Te ahorras tiempo si quieres hacer piernas y brazos con el pedaleador
  • Apenas pesa, siendo ideal para personas mayores

No me gusta

  • No dispone de ningún tipo de consola de control
  • Los frenos son de tornillos de tensión
  • Es muy posible que se deslice si no se hace tope con algo

Tener que hacer primero los brazos y luego las piernas, o al revés, para muchos puede ser una pérdida de tiempo. El pedaleador doble de PrimeMatik lo soluciona con sencillez gracias a su diseño con doble pedal.

Pequeño y ligero, se utilizan tornillos de tensión para aumentar o disminuir la resistencia, siendo diferente en los dos juegos de pedales. Podrás configurar a tu gusto cuánto esfuerzo quieres realizar en manos y en pies. No cuenta con ningún tipo de consola, por lo que tú mismo tendrás que ser quien lleve el control del tiempo.

Siendo doble, no es el mejor pedaleador para llevar al trabajo, pero sí puede ser útil para personas mayores que tengan movilidad reducida, pudiendo estar viendo la tele a la vez que realizan algo de ejercicio. También para la rehabilitación de las cuatro extremidades, brazos y piernas.

Al pesar tan poco es posible que se deslice, por lo que es necesario una alfombra de goma para evitar este efecto. Aún así, al estar sujeto por manos y pies este inconveniente está minimizado. No puede plegarse, aunque bien colocado es un perchero fenomenal.

Plegable y barato

Himaly

Diseño ligero y plegable
Con pantalla LCD
Resistencia ajustable del pedal
Fácil montaje

Me gusta

  • Muy barato
  • Plegable con mucha sencillez para montarla y desmontarlo
  • Puedes llevarlo contigo a cualquier lado

No me gusta

  • El freno, de tornillo de tensión, está en el lado opuesto a la pantalla
  • Al pesar poco resbala, por lo que necesitarás de una alfombrilla antideslizante
  • Si te flipas, es posible que acabes rompiéndolo

Bueno, es verdad que existen más baratas, pero casi se podrían considerar de usar y tirar. La Mini Exercise Bike de Himaly tiene un precio muy reducido y te aportará todo lo que necesitas de un pedaleador. Y es que su diseño mínimo la hace muy interesante para aquellos que no quieran complicarse la vida.

Este pedaleador es plegable, cuenta con una resistencia generada a través de un tornillo de tensión y cuenta con unas instrucciones de montaje muy sencillas. Dispone de una pantalla LCD, que funciona a pilas, que te ofrecerá todos los datos básicos de tu sesión de ejercicios.

Es de acero y plástico. Pesa tres kilos, por lo que es muy fácil transportar allí donde más vayas a utilizarlo, como por ejemplo en el trabajo. Sus pedales son antideslizantes, pero aún así requerirás de un tope o alfombrilla que evite que el pedaleador se desplace cuando le das caña.

En definitiva, la gracia de este pedaleador es que es plegable. Esto la convierte en una buena opción para llevarla contigo y no tener excusa para no ejercitarte. Ideal para casas pequeñas y para personas mayores que quieran trabajar brazos y piernas.

Lo primero de todo: ¿qué es un pedaleador?

Los pedaleadores es una máquina de ejercicios tan sencilla como son dos pedales. Estos ofrecen una resistencia y pueden ser impulsados tanto por los pies como por las manos. Por lo general, suelen ser utilizados en rehabilitación para ayudar a las personas lesionadas a recuperarse antes.

A diferencia de las bicicletas estáticas, sus “hermanas mayores”, los pedaleadores destacan por ser pequeños y compactos, además de tener un precio mucho más reducido. Son ideales para espacios pequeños, sobre todo si el lugar para guardarlos es más bien pequeño.

Un pedaleador eléctrico añade algunos extras adicionales a la función básica del pedaleador, como puede ser el cálculo del progreso que se está realizando o que el freno que genera la resistencia sea electromagnético. También puedes encontrar pedaleadores que tengan cierta asistencia con motor eléctrico, favoreciendo a los más mayores.

Los pedales eléctricos para rehabilitación son los más utilizados, pero no dudes en adquirir unos pedales para casa si crees que les vas a sacar provecho. Sobre todo si trabajas delante de una pantalla.

Ventajas de un pedaleador respecto a otras máquinas para hacer cardio

El utilizar pedales estáticos ofrece beneficios muy interesantes, no sólo ya en el ejercicio en sí que se realiza, sino en que se puede complementar al hacer otras tareas diarias. Sí, porque siempre hay un buen momento para sentarse y aprovechar a darle unas cuantas pedaladas mientras haces alguna tarea pendiente.

De todas maneras, todas las ventajas que te pueden interesar de las máquinas de pedalear son:

  • Suelen ser mucho más baratos que otro tipo de máquina de fitness, por lo que el ahorro económico es mayor. Un pedaleador barato apenas llega a los 30 euros, aunque siempre haya de mejores.
  • Pequeños y compactos, a veces incluso plegables, pueden guardarse en un rincón de la casa sin que se sienta que es un trasto más. Cabe debajo de algunas camas y en los armarios sin ningún tipo de problema.
  • Son fáciles de utilizar, tanto para gente joven como para mayores. Esto hace que su curva de aprendizaje sea muy sencilla, consiguiendo coger el hábito de pedalear a diario con comodidad.
  • Para aquellos que trabajan 8 horas sentados en la oficina puede ser un elemento para aliviar el estrés, ya que aparte de fortalecer la musculatura de las piernas podrás descargar la energía acumulada de todos los cafés que te has tomado.
  • Aquellos que hayan sufrido lesiones en las extremidades pueden aprovecharlo para ir mejorando su físico fuera de las sesiones de rehabilitación. Siempre con indicaciones del fisioterapeuta, claro.

Para los mayores, un pedaleador ofrece beneficios aún mejores. Sumado a todo lo anterior, la gente con problemas de movilidad y que ha ido perdiendo fuerza con la edad encontrarán en el pedaleador una herramienta ideal para mantener un buen estado de salud. Sobre todo para aquellos de más avanzada edad.

Su precio reducido lo convierte en una máquina ideal para iniciarse en el ejercicio, sea cual sea tu edad. Podrás comenzar con ella para ir cogiéndole el gustillo a eso de sudar la camiseta para luego pasar a otras máquinas que, en principio, son demasiado para ti. Como por ejemplo la bicicleta elíptica o la máquina de remo.

¿Qué tener en cuenta al comprar un pedaleador?

Ojo, es importante que antes de adquirir tu pedaleador tengas en cuenta algunos elementos que van a ser necesarios para que la experiencia sea satisfactoria. Pese a ser una máquina muy sencilla de utilizar, en ciertas situaciones puede ser una completa frustración. Incluso hasta perjudicial.

Por eso debes reflexionar sobre las siguientes situaciones y asegurarte de que no van a ser ningún tipo de problema.

Un asiento cómodo y adecuado para pedalear

El pedaleador no cuenta con un asiento, por lo que debes tener muy claro dónde vas a utilizar la máquina para pedalear. Repanchingado en el sofá mientras ves la tele y le das duro a los pedales puede parecer una buena idea, pero la postura no será la correcta.

Para ello es clave que cuentes con una buena silla, que tenga el respaldo recto y puedas colocar la espalda en posición correcta. Para los mayores es una buena opción que incluyan reposabrazos, mejorando la estabilidad que tienen los ancianos para que puedan realizar un mayor esfuerzo con las piernas.

En el caso de sillas de oficinas con ruedas también es importante que trates de bloquearlas de alguna forma, ya que sino con el propio ejercicio acabarás apartándote del escritorio cuando te impulses demasiado sobre el pedaleador.

Y si estás decidido a pedalear en el sofá, lo mejor es que te pongas varios cojines detrás de la espalda para mantener una postura correcta. En cualquiera de todos estos casos, si no se hace bien puede generar problemas de columna a la larga, como cualquier ejercicio mal realizado.

Una alfombrilla antideslizante o un tope adecuado

Te pones super motivado en tu primer día con el pedaleador y te das cuenta que, en cuanto le das un poco, comienza a desplazarse hacia adelante. ¿Pero qué ha pasado?

Eso tiene fácil respuesta: el suelo desliza más que una pista de curling en los juegos olímpicos de invierno de Rusia. Para ello tienes dos opciones: o poner un tope para bloquear el pedaleador u optar por adquirir una alfombrilla antideslizante.

Para tope te puede servir alguna garrafa de agua de 5 y 8 litros, incluso algunos discos de mancuernas que puedas haber adquirido. Poner una silla u otro elemento que sea voluminoso pero que no tenga el peso concentrado no te ayudará demasiado.

Las alfombrillas antideslizantes, que suelen ser de goma o un material similar, evitan por completo este problema. Solo necesitarás colocarla en el suelo, poner encima el pedaleador y darle caña, que eso se pega más en el suelo que un chicle en la acera.

La propia configuración del pedaleador

¿He dicho que la postura es importante, no? Puede acarrear problemas de espalda si no se hace ejercicio con la técnica adecuada. Por ello, es esencial que en las primeras sesiones de ejercicios con el pedaleador te tomes el tiempo para configurarlo.

Esto quiere decir que debes adecuar la resistencia que ofrece al pedaleo a tu estado físico y tu objetivo. No te vayas a flipar el primer día para tener unas agujetas tremendas en el trasero y ni siquiera puedas sentarte a hacer aguas mayores. Y si tu objetivo es hacer ejercicio complementario mientras trabajas, no querrás pensar en el sudor de tu frente.

Si quieres ser constante, márcate objetivos realistas

Excepto alguno muy concreto, que dispone de mando a distancia, la mayoría de pedaleadores tienen la configuración de resistencia pegada a la máquina, por lo que hasta que encuentres la dificultad adecuada puedes estar agachándote y levantándote constantemente.

Por eso, la primera vez, usa el pedaleador con calma. Siéntate, piensa cuánto rato quieres darle y cuánto rato vas a soportar dándole. Luego ajusta la dificultad y practica con él mientras ves la tele u otra cosa, para ir ajustando la resistencia poco a poco hasta que te sientas satisfecho.

Conclusiones

Quizás conozcas a alguien que haya comprado un pedaleador en Lidl, ahí en esa magnífica sección de trastos que no necesitas pero hacen gracia tenerlos. O que sus ancianos padres necesitan ejercitarse un poco y pregunte por pedales para mayores en el Decathlon.

Pese a que parece una máquina de broma, para algunos puede ser todo un reto. Y siempre será una solución sencilla, práctica y eficaz para comenzar a hacer deporte, aunque sea lo más básico.

Mi experiencia con pedaleadores es mínima, aunque he tratado con ellos en rehabilitación y con personas mayores conocidas. Estas últimas estaban muy contentas con ellos, ya que veían como cada día iban progresando, fortaleciendo y superando esos pequeños objetivos que a uno le hacen sentir mejor. Sí, aunque sea darle un minuto más al pedal.

Es un aparato muy interesante, sobre todo para personas mayores

Está claro que puedes encontrar buenos pedaleadores en Decathlon, pero no tienen apenas variedad. Así que lo mejor es optar por algunos de los que he recomendado o buscar más por internet. Dependiendo de cúal sea tu propósito con él, uno encajaría mejor que otro.

Para novatos recomiendo el Bike-Mini-LCD de AGM y el Mini Exercise Bike de Himaly, siendo sencillos y una buena toma de contacto con lo que es un pedaleador. Para el trabajo, sin duda el pedaleador Mini Bike Eléctrica 12359 de Novohogar por el cómodo mando. Y para un uso diario e intenso, el Pedaleador magnético de FITODO.

¿Y tú? ¿Ya te has decidido por uno de ellos? ¿Qué opiniones tienes del pedaleador? Cuéntanoslo todo y ayúdanos a decidirnos por uno.

WikiVersus participa en el Programa de Afiliados de Amazon, por lo que algunos enlaces pueden generar una pequeña comisión sin ningún coste adicional para el usuario. Esto no afecta de ninguna forma a la independencia de nuestros contenidos.
Ver más
Los 7 mejores pedaleadores para entrenar en casa de 2020: ejercicio suave para todos
WikiVersus puede usar cookies para recopilar estadísticas, optimizar la funcionalidad del sitio y ofrecerte publicidad basada en tus intereses. Si sigues navegando estarás aceptando su uso. Más información de nuestras políticas.