Anker Soundcore Flare: un altavoz Bluetooth competente con iluminación led y un precio razonable

Jesús Sánchez, actualizado a 30 septiembre 2020

El Anker Soundcore Flare es un altavoz muy capaz que cuenta con una relación calidad-precio bastante buena. Es bonito, su construcción es de calidad, tiene buena calidad de sonido y su base se ilumina aportando un toque de color muy interesante. Su mayor punto débil es que se echa en falta que el volumen máximo sea un poquito mayor.

Soundcore Flare

✓ Dimensiones: 150 x 89 x 89 mm
✓ Peso: 569 gramos
✓ Potencia: 12 W RMS, 2 drivers
✓ Autonomía: unas 12 horas (dependiendo de volumen y de la iluminación)
✓ Tiempo de carga batería: 3 horas
✓ Resistencia al agua: IPX7
✓ Conectividad: Bluetooth 4.2, micro USB, minijack de 3,5 mm

Me gusta

  • Calidad de construcción
  • Apariencia
  • Efectos de luz
  • Sonido

No me gusta

  • Utiliza micro USB
  • El volumen máximo podría ser un poco más alto
Compara precios en más tiendas

Diseño

Los altavoces anteriores que he probado de Anker siempre han sonado bastante bien, sin embargo, también todos los modelos han tenido diseños sencillos y bastante sosos para la mayoría de la gente. Esto cambia con el Soundcore Flare, uno de los altavoces Bluetooth más bonitos que he visto en mucho tiempo.

El Flare tiene un diseño cilíndrico con mayor radio en la base que en la parte de arriba. Sus líneas son muy sencillas y sus acabados muy limpios.

Detalle del Anker Soundcore Flare

La calidad de la construcción es muy buena y el Flare parece que aguanta bien el uso, relativamente, poco cuidadoso. Me refiero a que podemos llevarlo en la mochila sin que la tela o el altavoz se marque con el roce o la presión. Además, el Soundcore Flare tiene la clasificación de resistencia al agua IPX7, lo que significa que podemos sumergirlo (en agua dulce) hasta un metro de profundidad y 30 minutos.

En la parte inferior del altavoz tenemos el anillo led que contrasta con la tela gris oscura que envuelve al altavoz. El anillo led tiene 5 modos diferentes de funcionamiento entre los que podemos alternar con el botón de la parte superior o con la app Soundcore para el móvil. La aplicación también te permite ajustar el ecualizador y activar la función de aumento de los bajos.

En la parte superior del altavoz nos encontramos los botones para controlar la reproducción de música, el botón para controlar los leds y un botón para aumentar los bajos. Podemos cambiar entre canciones haciendo doble o triple clic en el botón de Play

Si mantenemos pulsado el botón de los leds, podemos apagarlo. De esta manera también ahorraremos energía.

En la parte trasera del altavoz, hay un panel de goma que alberga los botones de encendido y emparejamiento, así como una tapa bajo la cual están las conexiones micro USB (el cable viene incluido) y el minijack de 3,5 mm para entrada de audio (el cable no viene incluido).

Conectividad y sonido

El Soundcore Flare utiliza el Bluetooth 4.2 y tiene una conexión bastante buena y estable, aunque es lo normal en esta clase de altavoces. Eso sí, he notado que la conexión tiene más lag del normal y puede resultar molesto ver vídeos ya que la imagen y el sonido no van perfectamente sincronizados.

En cuanto a sonido, a pesar de su contenido tamaño, el altavoz tiene dos drivers de 6W capaces de producir un sonido de bastante calidad en 360 grados.

El Soundcore Flare no tiene mucho que enviar en cuanto a sonido a otros altavoces como el JBL Flip 5 o el Tribit Xboom

Los bajos son bastante buenos y proporcionan unos graves con cuerpo y patada que marca bien el ritmo sin ensuciar demasiado las frecuencias más altas. Eso sí, los bajos no son demasiado profundos ni tampoco tienen un gran nivel de detalle. Si activamos la función BassUp, los bajos se fuerzan mucho y el sonido se emborrona demasiado. Desde mi punto de vista, se escucha mejor si él, aunque sé que a los amantes de los bajos les encantará.

Los medios suenan muy naturales y tienen un sonido global bastante rico y contundente. Las voces escuchan con mucha claridad y fuerza, además, tampoco son demasiado sibilantes.

Los agudos son bastante brillantes y claros sin llegar a resultar duros.

En términos generales, para un altavoz de este tamaño, el Flare produce un sonido claro y equilibrado que hará las delicias de muchos. El volumen máximo no es espectacular, pero para volúmenes medios da muy buen resultado. Si vas a usarlo mucho al aire libre, es probable que quieras un altavoz más potente como el Soundcore Motion+.

Detalle del anillo led de la base

Con la aplicación gratuita Soundcore podemos actualizar el firmware del altavoz, controlar la configuración básica de reproducción, ajustar el ecualizador y seleccionar el modo de iluminación. Dentro de cada modo, podemos elegir subfunciones, como Resplandor, Sincronización de música, Fusión o Pulso, que hacen cosas ligeramente diferentes. El modo Música se esfuerza para que la iluminación vaya sincronizada con la música, pero no llega a conseguirlo bien del todo.

Si tenemos otro altavoz igual, podemos emparejarlos los dos juntos y reproducir música de manera sincronizada (las luces también se sincronizan).

El altavoz también cuenta con un micrófono que sirve para usar el manos libres o para controlar el asistente del teléfono. Tiene un rendimiento normal y es usable si estamos lo suficientemente cerca del altavoz y no hay demasiado ruido ambiente.

Autonomía

Según Anker, el Soundcore Flare tiene una autonomía de unas 12 horas a volumen medio y con las luces apagadas. Si encendemos los leds al máximo brillo y ponemos el altavoz casi al máximo del volumen, la autonomía se verá reducida a unas 6 horas aproximadamente.

En la parte posterior del altavoz tenemos el botón de encendido y el emparejamiento junto con una solapa de goma que protege el conector de 3,5 mm y el puerto de carga micro USB

Lo bueno es que se puede seguir usando mientras lo cargamos por el puerto micro USB que tiene en la parte trasera.

Conclusiones

El Soundcore Flare no es un altavoz perfecto, pero sí que es uno de los más interesantes en su rango de precio.

Es duradero, es bonito, los efectos de luz son interesantes y la calidad de sonido es bastante buena. Su punto más débil es quizás el volumen máximo, pero para usarse en interiores no creo que haya mucha gente que necesite más potencia.

Ver más
Soundcore Flare
Ver precio
WikiVersus puede usar cookies para recopilar estadísticas, optimizar la funcionalidad del sitio y ofrecerte publicidad basada en tus intereses. Si sigues navegando estarás aceptando su uso. Más información de nuestras políticas.