Wing, de Alphabet, alcanza el hito de 100.000 entregas con drones

Rubén Castro, 27 agosto 2021

En Cecotec (gran marca española de gadgets y pequeño electrodoméstico) están tirando la casa por la ventana y tienen ofertas de hasta el 60% en muchos de sus productos. ¡Corre que vuelan!

Quiero ver las mejores ofertas de Cecotec

La empresa de drones de reparto Wing alcanzará más de 100.000 entregas a clientes a finales de esta semana. El hito se alcanzará justo cuando la empresa, propiedad de Alphabet, se acerca a su segundo aniversario tras el lanzamiento de un programa piloto en Logan, Australia, donde viven más de 300.000 personas.

Hasta ahora, la empresa, propiedad de Alphabet, ha realizado alrededor de 400.000 vuelos de prueba y va camino de alcanzar las 100.000 entregas en los dos años transcurridos desde que inició su programa piloto en Logan (Australia).

Wing dice que ha entregado más de 10.000 tazas de café, 1.200 pollos asados y 1.700 paquetes de aperitivos a los residentes de Logan, pero la empresa también opera en Finlandia y Estados Unidos, donde ha realizado más de 50.000 entregas con drones hasta la fecha. Las cifras pueden parecer bajas, pero eso se debe a que el servicio no está al alcance de todos los residentes de estas ciudades, y la selección general de productos que pueden entregarse es relativamente pequeña.

Los drones de reparto suelen tardar entre seis y diez minutos en llegar a su destino, y la empresa afirma que el récord actual es de dos minutos y 47 segundos desde el pedido hasta la llegada. Los drones tienen un alcance de unos 9,65 km y están diseñados para transportar paquetes de hasta 1,2 kg. Suelen volar a una altura de unos 45 metros y descienden a unos 7 metros al llegar, tras lo cual bajan lentamente una cuerda y liberan el paquete sin necesidad de intervención humana.

Wing tiene previsto expandirse a más ciudades de tamaño medio, como Florencia (Italia), Manchester (Inglaterra) y Nueva Orleans (Estados Unidos). La empresa no es la única que quiere generalizar las entregas con drones, pero tiene una buena oportunidad de conseguirlo gracias a sus drones, que están diseñados para funcionar tanto en modo de vuelo fijo como aéreo. Sus únicos inconvenientes son el ruido y la necesidad de encontrar un lugar con suficiente espacio libre para hacer una entrega segura, lo que significa que sólo funcionará en los suburbios y en zonas urbanas de baja densidad.

En este momento, no está claro si el modelo de entrega con drones puede escalar bien, y la rentabilidad sigue siendo un tema del que no se habla.