¿Qué es un servidor proxy y cómo puede mejorar mi privacidad en internet?

Mario Cruz, 24 abril 2019

La gente utiliza servidores proxy para mejorar su privacidad mientras navegan por Internet. Pero ¿qué es un servidor proxy y cómo se utiliza?

¿Qué es un servidor proxy?

Un servidor proxy es un tipo especial de servidor que actúa como intermediario entre el usuario que navega y el sitio web que desea visitar. Vamos que, en lugar de conectarte directamente a la web, le dices al proxy dónde quieres ir, él se conecta a la web y te la manda.

Es como un mensajero. De esta manera, la página web y todos los servicios de terceros (cookies) no saben quién es el usuario, porque solo han contactado con el mensajero.

¿Para qué se puede utilizar un servidor proxy?

  • Usos personales

Al utilizar un intermediario al navegar por Internet, puedes ocultar tu identidad en los sitios web que visitas.

También puedes utilizarlos para utilizar servicios que tienen restricciones de países. Por ejemplo, con un proxy con IP española puedes ver las emisiones de RTVE como si estuvieras en España.

Los sitios web pueden indicar desde dónde se está conectando a través de su dirección IP. Si un sitio web incluye tu país en una lista negra, puede identificar que te estás conectando desde él a través de tu dirección IP y bloquearte.

  • Usos empresariales

Los servidores proxy sirven para mucho más que ocultar tu identidad. Como son intermediarios, los servidores proxy también pueden supervisar las conexiones. Como resultado, permite a las empresas asegurarse de que sus empleados no están viendo cosas que van en contra de la política de la empresa… o también sirven para bloquear YouTube o Facebook para que los empleados no “pierdan” el tiempo.

Cada vez que un trabajador quiere visitar un sitio web, pasa por el servidor proxy que comprueba que todo está bien. Si se descubre que el empleado está navegando por un sitio en una lista negra, el servidor proxy redirige al usuario a una página web que le informa de que no puede acceder a ella.

¿Para qué no sirven los servidores proxy?

  • Los proxies no sirven para ocultar el historial del navegador los servidores proxy solo afectan a la conexión; por lo tanto, no alteran nada en tu ordenador o navegador y todo lo que visites quedará registrado en tu historial, así que asegúrate de utilizar la función de navegación privada si quieres hacer algunas compras secretas de regalos u otras cosas…
  • Ocultar tu navegación de tu ISP: a diferencia de un servicio VPN, un servidor proxy encapsula todos tus datos de manera cifrada, por lo que no oculta tus hábitos de navegación a su proveedor de servicios de Internet (Movistar, Vodafone, Orange, etc.). Aunque los sitios que visites no podrán identificarte, tus datos tienen que pasar por el ISP para llegar al servidor proxy. Como resultado, los servidores proxy son una mala opción si deseas privacidad con respecto a tu ISP. En ese caso lo que necesitas es un servicio de VPN.
  • Cifrar los datos que envía y recibe: todo lo que envíes entre tu ordenador y el servidor proxy sigue siendo igual que si no existiera el proxy. Esto significa que todos los datos enviados al servidor proxy no pasan por ningún cifrado adicional, a diferencia de una VPN. Por lo tanto, los servidores proxy no son una solución para proteger sus datos de miradas indiscretas sobre conexiones no seguras.

¿Son seguros los servidores proxy?

Los servidores proxy son una manera muy cómoda de enmascarar la identidad del remitente original; sin embargo, la seguridad dependerá del proxy.

Al igual que un mensajero poco fiable puede echar un vistazo a los mensajes que envías, un servidor proxy malicioso puede analizar las comunicaciones a medida que se producen. Incluso podrían modificar los ficheros que te bajes metiéndote malware o virus.

Por eso, es mejor utilizar un servicio de servidor proxy de confianza, tal vez de pago. El uso de servidores proxy gratuitos conlleva una serie de riesgos que no son adecuados para realizar tareas delicadas.

¿Me puedo crear un servidor proxy personal?

Por supuesto, una forma de evitar el uso de un servidor proxy público es hacerte el tuyo propio, aunque no es una tarea ni sencilla ni barata, porque tienes que contratar un servidor con la IP del país que quieras. Y para eso o contratas un proxy o una VPN.

Otras maneras de ocultar tu identidad

Los servidores proxy son útiles para ocultar tu ubicación, pero no son la única manera. Cualquier servicio que oculte la dirección IP de tu casa puede servirte para darte un poco de privacidad. Desde el uso de una conexión Wi-Fi pública hasta la utilización de un servidor VPN en otro país.

Conclusión

Aunque no son la solución perfecta para todos tus problemas de privacidad, los servidores proxy pueden ser una gran ayuda para realizar tareas sencillas. Incluso puedes llegar a usar servidores gratuitos; sin embargo, debes tener precaución y asegurarte de que no te estás conectando a uno malicioso.

Disqus Comments