Café para la piel: ¿Sí o no?

María Franco, 2 marzo 2022

Ya han comenzado las ofertas de verano de AliExpress con rebajas de más del 70% y Cashback del 10%. Además, también hay códigos descuento:

  • REBAJA2: 2 € de descuento con 25 € de compra mínima
  • REBAJA5: 5 € de descuento con 50 € de compra mínima
  • REBAJA6: 6 € de descuento con 80 € de compra mínima
  • REBAJA13: 13 € de descuento con 129 € de compra mínima
  • REBAJA19: 19 € de descuento con 199 € de compra mínima
  • REBAJA33: 33 € de descuento con 330 € de compra mínima
Y en plaza tenemos los cupones SHIP5 (5 € de descuento 49 € compra mínima) y SHIP15 (15 € de descuento 119 € compra mínima).

No dejes pasar las mejores ofertas del verano de AliExpress

El café es una de las bebidas que más controversia crean en cuanto a nuestra salud: existen dos bandos, aquellos que le atribuyen múltiples beneficios y aquellos que consideran que es una fuente de problemas para el cuerpo. Su poder estimulante es su característica principal.

Hoy en concreto vamos a hablar de cómo afecta a nuestra piel el café, esa bebida tan amada y consumida por tantísimas personas. En cualquier caso, la clave del éxito reside en cómo y cuánto café se toma.

Por eso, si alguien te ha dicho de forma reciente que deberías dejar de tomar café para que tu piel luzca mejor… Te conviene leer lo que te voy a contar.

El acné y el café

Es interesante comenzar tratando la relación que existe entre el acné y el café, puesto que el acné es una de las dolencias tópicas más molestas y de las que más interesa deshacerse a corto plazo.

Hay que comenzar teniendo en cuenta que el acné es una patología, como norma, hereditaria y genética, de tipo inflamatorio y bacteriano.

Por eso, cuando una persona tiene acné es frecuente que se le den una serie de pautas alimenticias que debe cambiar o mejorar con vistas a mejorar el estado cutáneo.

Es importante que sepas que el café no produce acné. ¿Entonces por qué lo relacionamos? Porque como todo en la sociedad actual, el café no produce acné siempre y cuando se consuma de manera natural, sin aditivos o añadidos, como azúcar o leche, nata…

Por otra parte, la cantidad que se consume también es relevante. Es conocido que un consumo alto de café produce deshidratación de la piel, algo que influye en el acné porque una piel deshidratada y con tendencia a tener granitos producirá muchos más que aquella piel bien hidratada desde su interior.

Un alto consumo de café genera un estado de nerviosismo que repercute negativamente en la piel

Para acabar, tienes que saber que el efecto estimulante tomado en grandes dosis también aumenta el estado de nerviosismo, algo que afecta al sistema nervioso del cuerpo generando más cortisol, una hormona que acelera el funcionamiento de las glándulas sebáceas. Esto se traduce, por supuesto, en más granitos.

Atención al consumo de café

Una de las claves para poder tener una buena y sana relación con el café es el consumo moderado que se haga del mismo. Por supuesto, siempre teniendo en cuenta que se consuma un café de buena calidad, evitando añadir edulcorantes o azúcares así como leche con una materia grasa demasiado alta.

Los estudios aconsejan un consumo no superior de 400 mg al día de café, lo cual es equivalente a 3-4 tazas no demasiado cargadas. El consumo de café es saludable, porque contiene muchos antioxidantes, siempre y cuándo no sobrepasemos estos límites que además de influir en la piel influyen en todo nuestro organismo.

Beneficios del café en la piel

Existen muchos beneficios que se asocian al consumo de café frecuente:

  • Fuente de antioxidantes: como te acabo de indicar, el café es un alimento muy rico en antioxidantes, algo que se traduce en muchísimos beneficios para nuestro organismo. El primero de ellos tiene efecto antienvejecimiento y ayuda a combatir los radicales libres, que son los que generan un mayor deterioro en la piel. En definitiva, es un buen ingrediente para evitar la aparición de arrugas.
  • Efecto vasodilatador: al ser un estimulante, el café también cuenta con un poder vasodilatador. Eso genera que se active el riego sanguíneo de la piel en general, lo cual es muy bueno para las personas con problemas de varices, arañas vasculares o retención de líquidos.
  • Exfoliante: el café molidos es uno de los ingredientes más usados de manera natural para hacer exfoliantes caseros. Esto es así ya que los orgánulos son bastante gruesos, algo que da lugar a que ayude a eliminar las células muertas de forma sencilla consiguiendo una piel más fina y, al mismo tiempo, por influjo de la cafeína, más despierta y luminosa.
  • Elimina las ojeras: sin duda, uno de los ingredientes que está en todas las cremas o productos para las ojeras es la cafeína. Su uso tópico es ideal para este problema, porque como te he indicado su poder vasodilatador ayuda a que la congestión que se produce en esta zona en concreto se reduzca, generando una ojera más descongestionada y clara.
  • Reafirmante: el último beneficio que te conviene saber sobre el café en su uso tópico es que tiene un gran poder reafirmante. El café, bien se consuma de forma tradicional o con productos tópicos que lo contengan, tiene el poder de deshacer los cúmulos de grasa que se acumulan sobre el cuerpo, es decir, ayuda a eliminar la piel de naranja o celulitis, reafirmando la piel. Asimismo, ayuda contra la flacidez facial, revelando un rostro más claro y terso.

Mascarilla casera de café

¿Quieres saber cómo sacar el máximo provecho al café para usarlo en tu piel? Entonces te va a encantar esta receta para hacer una mascarilla casera con café. Los ingredientes que te harán falta son sencillos de conseguir porque están presentes en cualquier cocina.

La receta básica es con agua y café. La cantidad es variable, sin embargo siempre tienes que tener más café que agua para conseguir crear una pasta fácil de trabajar.

  1. Mezcla el café y el agua hasta obtener una pasta.
  2. Aplícate la mascarilla de café sobre el rostro y masajea de forma suave sobre la piel.
  3. Deja que la mascarilla actúe unos 10 minutos antes de retirarla con agua tibia.

Otra de las alternativas a esta mascarilla de café casera es que se le añada algo de miel. La diferencia fundamental es que esta mascarilla es mucho más hidratante.

Tendrás que seguir los mismos pasos que te he indicado hace un momento, pero tendrás que mezclar 2 cucharadas de miel con 1 de café, logrando una pasta espesa y fácil de masajear.

Ahora que ya sabes la relación que existe entre tu piel y el café, ¿Vas a dejarlo de lado o por el contrario aumentarás su consumo?