Cómo solicitar el arraigo laboral en España: guía completa

Erika Elizalde, 31 mayo 2021

En Cecotec (gran marca española de gadgets y pequeño electrodoméstico) están tirando la casa por la ventana y tienen ofertas en todos sus productos de más del 60%. ¡Corre que vuelan!

Quiero ver las mejores ofertas de Cecotec

Si te encuentras trabajando pero de forma irregular en España, seguramente sepas que existe lo llamado arraigo laboral .

Es quizás la mejor opción con el fin de poder regularizar tu situación y estar tranquilo viviendo en España. Se necesita seguir este procedimiento en extranjería por distintas vías.

En esta guía vamos a ver cada uno de los pasos a seguir para que puedas solicitar tu permiso de residencia.

¿Qué significa el arraigo laboral?

Dentro de los distintos permisos de residencia en España, el arraigo laboral es uno que se aplica en circunstancias particulares a ciertos extranjeros. Para poder aplicar a ello deben de haber residido en España de forma ilegal durante un período mínimo de 2 años.

El objetivo del arraigo laboral en España es permitir a aquellas personas que están sin un permiso de residencia o sin papeles, regularizar su situación. Gracias a ello podrán obtener un empleo, tener sanidad pública, entre otros.

Si bien existen otro tipo de arraigos como por ejemplo el arraigo social, el caso del arraigo laboral es un poco más complejo ya que hay que demostrar ciertos requisitos. No basta únicamente con estar residiendo hace más de 24 meses de forma ilegal en España.

Requisitos para solicitar el arraigo laboral

Como comentamos, el primer requisito es el demostrar una residencia como mínimo de 24 meses en España. Pero además, quien lo solicita, tiene que demostrar haber trabajado durante un período mínimo de 6 meses en una relación laboral.

En ese período de 24 meses residiendo ilegal tiene que haber trabajado durante al menos 183 días. Por supuesto que el inconveniente de este factor es cómo tener un contrato de trabajo para extranjeros sin papeles, algo que ningún empresario se va a arriesgar.

Una de las formas de demostrar esta relación laboral es denunciar al empleador por vía administrativa o judicial

Eso es lo que especifica la ley sobre arraigo laboral que podrás encontrar en la ley orgánica 4/2000, del Real Decreto 557/2011.

Además de ese requisito indispensable se solicitan otros:

  • Tener nacionalidad de un tercer estado que no sea la Unión Europea. Tampoco es válido para aquellas personas que puedan ser contempladas dentro del régimen de familiar de Comunitario.
  • No tener asumido un compromiso de retorno voluntario a su país de origen.
  • Carecer de antecedentes penales en su país de origen, en España y en países en los que residiera anteriormente.
  • No tener prohibida la entrada a España.
  • Contar con una estancia continuada de al menos 24 meses. Esto quiere decir que el solicitante no debe de haber estado más de 90 días fuera del país.
  • Tener un período demostrable de 6 meses en relación laboral con un tercero.

Realmente lo difícil de este proceso es el denunciar en la Seguridad Social la situación laboral con el fin de que se haga una inspección y se pueda justificar dicho período de trabajo. Fundamentalmente porque en la gran mayoría de casos, quienes trabajan de esta forma tienen buena relación con el empleador y por supuesto que una denuncia tendrá sus consecuencia, además de que no es algo que se resuelva de forma inmediata.

¿Qué diferencia existe entre el arraigo laboral y el arraigo social?

Se trata de dos procesos por los cuales obtener el permiso de residencia en España.

La primera diferencia entre ellos es el hecho del tiempo de residencia que se solicita.

En el caso del arraigo laboral como hemos explicado se requieren 2 años de residencia ilegal, mientras que en el caso del arraigo social, se solicitarán 3 años de residencia.

Si bien en los dos casos se solicita un contrato de trabajo, los requerimientos son diferentes. En el laboral hay que demostrar un período de trabajo de 6 meses en ese tiempo de residencia. Pero en el arraigo social, lo que se pide es tener un contrato de trabajo para extranjero en España, con el fin de que una vez que se obtenga el permiso de residencia, se empiece a trabajar de forma inmediata.

Debido a las dificultades que tiene el denunciar al empleador y que tampoco es sencillo tener un contrato de trabajo para extranjeros sin papeles, muchos deciden esperar un año más para solicitar el arraigo social.

Y que en ese momento, la empresa como tal nos haga una oferta de trabajo formal.

¿Cómo justificar el tiempo de trabajo para el arraigo laboral?

Existen dos formas de denunciar al empleador con el fin de justificar esta relación laboral y así añadirla a la documentación solicitada.

Estas dos opciones son por vía administrativa o judicial.

Solicitud por vía administrativa

Aquí lo que se hace es solicitar una inspección de trabajo. Se debe acudir a la Seguridad Social y es allí en donde se va a denunciar la irregularidad. En el momento de la denuncia se preguntará qué tiempo lleva trabajando, cuál es el pago recibido, etc.

Se deben dar datos verdaderos ya que la inspección irá en el horario habitual de trabajo en el que esté presente para comprobarlo

Como consecuencia, cuando se certifique esta relación laboral, el empleador recibirá una multa y al denunciante, se le dará la resolución administrativa que podrá adjuntar para su arraigo laboral.

Solicitud por vía judicial

Esta solicitud lo que tiene como consecuencia es recibir una sentencia por parte de un juez. En esta sentencia se deja plasmada la irregularidad así como el tiempo que hace que esté presente.

El único momento en que se puede solicitar esta vía es cuando se despide al empleado. Si recibes un mensaje en el que se termina la relación laboral es allí en donde se podrá solicitar. Esto puede ser a través de un correo electrónico, un mensaje de texto, entre otros.

Con ese mensaje, lo que se hace es enviar un burofax a la empresa o al trabajador solicitando la carta de despido en donde quede plasmado el tiempo que se ha estado trabajando en el lugar, las funciones, horarios, etc. Esta solicitud se debe de hacer de forma inmediata, antes de que pasen las 72 horas de haber recibido el mensaje de despido.

Para tramitarlo, necesitarás el asesoramiento de un abogado.

Existen casos puntuales en los que, aunque el tiempo trabajado en la empresa sea inferior a los seis meses se acepta el mismo para el arraigo laboral. Esto queda plasmado en el artículo 127 de la ley de extranjería. Lo que se indica en estos casos es que gracias a la colaboración para regularizar la vida laboral, es que se puede eximir la falta de días o meses estipulados.

Por supuesto que no es algo sencillo y la recomendación es tener siempre un representante legal que nos guíe en el proceso.

Documentación a presentar con la solicitud de arraigo laboral

Para hacer la solicitud, además de cumplir con los requisitos anteriores, hay que presentar la siguiente documentación:

  • Copia del pasaporte completo.
  • Certificado de antecedentes penales (de todos los sitios donde ha residido)
  • Abono de la tasa del modelo 790, código 052, epígrafe 2.5)
  • Dos copias del impreso de solicitud.
  • Documentación justificativa del tiempo de residencia (lo normal es presentar el certificado de empadronamiento, pero se pueden presentar otros documentos como un historial clínico, entre otros).
  • Justificación de relación laboral durante seis meses (aquí se puede presentar la resolución judicial después de haber denunciado, un acta de conciliación o el certificado de la inspección laboral).

Es importante tener en cuenta que todos los documentos deben de ser legalizados o apostillados. Y si alguno de los documentos está en otro idioma, debe de ser traducido al castellano o a una lengua cooficial por un traductor homologado.

¿Cuándo está aprobado el arraigo laboral?

Tras la presentación de toda la documentación, se te dará una repuesta antes de los 90 días. Una vez recibida la respuesta y aprobado el permiso de residencia por arraigo laboral en España, se tiene un mes para tramitar la tarjeta de residencia física.

Deberá pedir cita para ello, llevar el modelo de solicitud oficial, el justificante de abono de la tasa y tres fotografías a color.

Cabe destacar que esta residencia que se obtiene permite residir en España por un período de un año con permiso de trabajo por cuenta propia o ajena.

Tras este año se podrá renovar pero teniendo en cuenta que hay que demostrar haber cotizado en la Seguridad Social y cumpliendo con el resto de requisitos. Esta renovación hay que hacerla antes de los 60 días, pues de lo contrario si se deja caducar se recibirá una multa.

Si transcurridos los 90 días no se obtiene ninguna notificación, se entenderá como silencio administrativo y por lo tanto, que la solicitud está desestimada.

Conclusión

El arraigo laboral es una forma de obtener el permiso de residencia en España. Pero no es una forma sencilla, ya que hace falta justificar un período de trabajo de seis meses en una relación laboral. Esto conlleva denunciar al empleador y obtener así un justificante de ese tiempo laboral con contrato de trabajo para extranjeros sin papeles.

Esa es la gran diferencia que se demuestra con la solicitud del arraigo social.

En cualquier caso, es una opción válida para quienes llevan 24 meses de residencia ilegal en España. Si vas a optar por esta opción ten siempre el asesoramiento de expertos para que tu solicitud del permiso de residencia en España sea un éxito.