Qué es el ghosting en un monitor y cómo minimizarlo

Rubén Castro, 17 noviembre 2020

Se acerca el Black Friday a AliExpress con innumerables ofertas y descuentos. Para que ahorres lo máximo posible hemos preparado un artículo con los mejores cupones y chollazos

Aquí tienes toda la información

El ghosting o efecto fantasma es un artefacto que hace que la imagen se vea borrosa. Ocurre en muchos monitores y televisores; y puede resultar molesto, principalmente, a la hora de jugar a videojuegos ya que aparece en las escenas de movimiento rápido.

Qué es el ghosting y por qué ocurre

Como hemos comentado, el ghosting es un defecto de la imagen en la que aparece un rastro de píxeles “fantasmas” detrás de los objetos en movimiento. Dado que se produce detrás de los objetos en movimiento, el ghosting se aprecia mejor en escenas con muchos movimientos rápidos, como en los juegos de disparos en primera persona, aunque también pueden apreciarse en otros escenarios.

A continuación, puedes ver un vídeo a cámara lenta donde se aprecia perfectamente el ghosting. Fíjate en el rastro que dejan los objetos.

Por qué se produce el ghosting

El ghosting suele producirse cuando el tiempo de respuesta del panel no es demasiado rápido. Esto significa que los píxeles físicos no pueden actualizarse tan rápido como la imagen, lo que provoca un efecto de imagen borrosa en la pantalla.

Actualmente existen monitores con 4 tecnologías diferentes en cuanto a paneles: TN, IPS, VA y OLED:

  • El ghosting puede afectar a cualquiera de ellos si el monitor no es de mucha calidad. Sin embargo, a día de hoy los paneles TN, IPS y OLED de calidad no sufren de ghosting, mientras que los VA sí. Por el momento, solo los monitores VA más caros (generalmente orientados al gaming) no muestran artefactos de fantasma perceptibles.
  • Los monitores IPS más baratos también pueden tener algo de ghosting, aunque en un grado menor que los VA.

Otros artefactos que podemos confundir con ghosting

Existen otros defectos de imagen que a menudo se confunden con ghosting:

  • El desenfoque por movimiento se muestra como una imagen borrosa tanto en los bordes anteriores como en los posteriores, no solo en los bordes posteriores como en el ghosting. Todos los monitores tienen cierto grado de desenfoque de movimiento, pero lo monitores con alta frecuencia de actualización (120 Hz o más) tienen niveles más bajos de desenfoque por movimiento. Algunos ajustes del monitor, como la reducción de desenfoque por movimiento de 1 ms (LG), ELMB (ASUS) o ULMB (disponible en los monitores Nvidia G-Sync) pueden reducir el desenfoque por movimiento, pero ten en cuenta que, en algunos modelos, la reducción de desenfoque por movimiento no se puede utilizar mientras G-Sync o FreeSync están activos.
  • El ghosting inverso es un artefacto de imagen similar al fantasma, pero en este caso los objetos tienen estelas brillantes. El artefacto es causado por el ajuste Overdrive de muchos monitores. Veremos más sobre esto más adelante.
  • La retención de imagen ocurre con los monitores LCD y los televisores y se muestra como una imagen descolorida que se muestra permanentemente en el monitor. El problema no es permanente y normalmente se puede resolver apagando el monitor durante unos minutos y volviéndolo a encender.
  • El efecto de quemado o “burn-in” es el mismo que la retención de imágenes, pero solo ocurre en pantallas OLED. Lamentablemente, este problema es permanente y una vez que aparece no se puede hacer nada para eliminarlo. Para evitar esto, debes evitar dejar la pantalla encendida con imágenes estáticas mostrándose durante mucho tiempo.

Cómo reducir el ghosting

El ghosting es inherente a la tecnología del panel y no puede ser eliminado completamente, aun así, la mayoría de los monitores tienen algún tipo de ajuste para reducir los artefactos fantasmas.

Esta tecnología se conocer habitualmente como Overdrive e intenta forzar los píxeles para que cambien de color de manera más rápida. La configuración tiene diferentes nombres dependiendo del fabricante del monitor. Por ejemplo, en los monitores BenQ se conoce como AMA, en los monitores ASUS Trace Free y en los monitores LG y Samsung como Response Time.

Normalmente en el menú del monitor encontrarás varios niveles de Overdrive que debemos ajustar dependiendo del resto de parámetros del monitor (frecuencia de refresco, contraste, brillo, etc.). Por eso, la mejor manera de ajustar el Overdrive es yendo a la página TestUFO de ghosting e ir jugando con el Overdrive hasta que veamos la imagen lo más limpia posible. Sin rastros o estelas.

Si nos pasamos con el Overdrive, es posible que nos aparezca el ghosting inverso que, como hemos visto, es un artefacto que se manifiesta como estelas brillantes detrás de los objetos en movimiento. Vamos que se fuerzan tanto los píxeles que en vez de alcanzar el color nuevo se pasa de frenada y muestra un color contrario al que tenía antes.

Otros ajustes como el “Perfect Clear”, el “Contraste dinámico”, el “Suavizado de movimiento” o la “Reducción de ruido” también pueden causar ghosting, especialmente en escenas más oscuras. Estos ajustes intentan mejorar la imagen, pero aumentan el tiempo de respuesta y pueden añadir artefactos de imagen notables. Así que hay que jugar un rato con los ajustes del monitor para obtener el mejor resultado posible.

Además, el centro del panel de control de Nvidia tiene una configuración llamada “Reducción de ruido”. Se recomienda desactivar este ajuste para evitar el efecto fantasma u otros artefactos de la imagen.

Otras soluciones

  • Aunque es menos habitual, tener la gráfica desactualizada también puede producir ghosting a veces. Actualiza los drivers a ver si mejora el problema.
  • Aún más raro es que un cable un cable mal conectado (un poco suelto) o de mala calidad produzca ghosting, aunque es posible.
Ver más
WikiVersus puede usar cookies para recopilar estadísticas, optimizar la funcionalidad del sitio y ofrecerte publicidad basada en tus intereses. Si sigues navegando estarás aceptando su uso. Más información de nuestras políticas.