Se estima que la memoria RAM DDR5 superará en cuota de mercado a la DDR4 en 2023

Rubén Castro, 16 junio 2021

Últimamente hemos oído hablar bastante de la DDR5, pero ¿cuándo podemos esperar que sustituya a la DDR4 como estándar? Según la empresa de investigación de mercado Yolle Developpement, más pronto de lo que se piensa. La adopción de la DDR5 en el mercado general debería producirse en 2023.

Los mercados de servidores y empresas estarán detrás de un aumento del 25% en la adopción de la DDR5 en 2022. Un año más tarde, se convertirá en la memoria dominante en los PC convencionales, portátiles, teléfonos, etc., con una cuota de mercado superior al 50%, es decir, con más envíos que la DDR4.

A lo largo de 2024 - 2026, se espera que la DDR5 gane alcance una cuota de mercado como la que actualmente goza la DDR4, acaparando alrededor del 95% del mercado. Yolle Developpement cree que la colosal demanda de memoria no se ralentizará y que el mercado superará los 200.000 millones de dólares en 2026.

Se rumorea que las CPU híbridas Alder Lake de Intel para ordenadores de sobremesa, que se lanzarán en la segunda mitad del año, serán compatibles con DDR5 y DDR4. Se especula que las placas base de gama baja utilizarán el estándar actual, mientras que las opciones de gama alta vendrán con soporte DDR5. Por su parte, se espera que AMD adopte la DDR5 con el lanzamiento de Zen 4, que llegará a finales de 2022 o principios de 2023.

Como ya sabemos, la JEDEC anunció el año pasado la especificación final de la memoria DDR5 que cuadruplica la densidad de la DDR4, pasando de 16 Gb por troquel a 64 Gb, lo que permite a los fabricantes fabricar DIMM con capacidades que alcanzan los 2 TB. La DDR5 también ofrece una velocidad máxima de datos de 6,4 Gbps, el doble que la DDR4, aunque algunas empresas están superando esa cifra.

DDR4DDR5
Frecuencia1600 → 3200 MHz3200 → 8400 MHz
Tensión de funcionamiento1,2 V1,1 V
Tensión de pico a pico2,5 V1,8 V

Eso sí, que la DDR5 supere a la DDR4 en 2023 podría depender de la escasez mundial de chips. Si la crisis dura otros dos años, es poco probable que la DDR5 domine el mercado si los consumidores siguen teniendo dificultades para comprar componentes.