Análisis del micrófono Razer Seiren V2 Pro

Jesús Sánchez, 1 diciembre 2021

AliExpress está celebrando las Super Ofertas del 15 al 24 de enero con rebajas de hasta el 90%.

Ver las mejores ofertas de hoy en AliExpress

Razer Seiren V2 Pro

✓ Diafragma: cápsula dinámica de 30 mm
✓ Patrón polar: cardioide
✓ Rango de frecuencia: 20 ~ 20 KHz
✓ Frecuencia de muestreo: hasta 96 KHz
✓ Velocidad en bits: 24 bits
✓ Sensibilidad: -34 dB (1 V/Pa a 1 kHz)
✓ Presión sonora máxima: 120 dB
✓ Relación señal/ruido: 105 dB (ponderada A)
✓ Peso: con peana 630 g, sin peana 530 g
✓ Dimensiones: con peana 203 x 58,2 mm, sin peana 152 x 58,2 mm
✓ Cable: goma de 180 cm y terminaciones micro-USB y USB-A
✓ Compatibilidad plataformas: Twitch, Streamlabs, XSplits, Mixer...
✓ Conexión auriculares:

Me gusta

  • Control granular de los canales
  • Diseño limpio y minimalista
  • Calidad de construcción
  • Ofrece buena calidad de sonido

No me gusta

  • Para conseguir un buen sonido de la voz hay que acercar mucho el micrófono a la boca
  • No es fácil de configurar

Diseño

El nuevo Razer Seiren V2 Pro, todo negro, es un micrófono bonito, corto y rechoncho que tiene un diseño minimalista muy acorde con los últimos micrófonos de la marca. Sus formas son redondeadas y contrasta con el diseño más cilíndrico de la primera generación de micrófonos Seiren de Razer. Se siente un poco más moderno y apuesta por las líneas de otros competidores como el Blue Yeti X y el Blue Yeti Nano… Personalmente, me resulta un micrófono muy elegante.

Tiene un diseño muy elegante

Como podemos ver en la imagen, el cuerpo, la rejilla e incluso el logotipo de Razer son de color negro. La única parte que destaca es el botón de silencio que se encuentra encima de los mandos. Este se ilumina en verde cuando el micrófono está encendido y en rojo cuando está silenciado. En la parte delantera tenemos también dos controles giratorios:

  • El primero nos permite controlar el volumen de los auriculares
  • El segundo sirve para controlar la ganancia del micrófono

La calidad de construcción es excelente. El micrófono se siente pesado en la mano y la mayoría de componentes son metálicos. Con un peso de poco más de medio kilo, el V2 Pro no ocupa mucho espacio y no es propenso a volcarse, ya que tiene una base con peso. Además, el acabado mate hace que no se manche con las huellas dactilares, la suciedad y resulta fácil de limpiar.

Quizás el único punto mejorable en cuanto a la calidad de construcción es el tacto de los controles giratorios. Son suaves y tienen fricción, pero al principio del movimiento se puede notar un poco de holgura.

El Seiren V2 Pro viene con una base para apoyar en la mesa, un filtro antipop y un cable trenzado de USB-C a USB-A. El puerto Tipo-C tiene un diseño elegante para que el cable quede al ras de la base, lo que le da un aspecto limpio

El Razer Seiren V2 Pro viene en tres piezas. Dos de ellas ya están unidas fuera de la caja: el propio micrófono y el brazo que lo conecta, por lo que el montaje del micrófono es sencillísimo. Nosotros solo tendremos que conectar el brazo a la base incluida (la tercera pieza) o conectarlo a un brazo articulado que tengamos en casa. En caso de necesitarlo, también podemos quitar el soporte que permite la inclinación aflojando en los laterales. De esta manera podremos utilizar la rosca de 5/8 que viene directamente en la base de la cápsula.

En la base de la cápsula tenemos otra rosca de 5/8 que viene protegida con un tapón de goma

En cuanto a características técnicas, el micrófono monta una cápsula dinámica con un patrón de recepción cardioide:

  • Los micrófonos dinámicos suelen tener un diafragma delgado y ligero que se mueve en respuesta a la presión del sonido. El movimiento del diafragma hace que se mueva una bobina móvil suspendida en un campo magnético, generando una pequeña corriente eléctrica. Los micrófonos dinámicos son menos sensibles a los niveles de presión sonora y a las altas frecuencias que los micrófonos de condensador, y generalmente pueden soportar más castigo.
  • Los micrófonos con un patrón polar cardioide escuchan mejor lo que pasa delante de ellos y no captan parte del sonido de los lados y apenas nada del sonido trasero. Su representación gráfica del patrón se asemeja a un corazón (forma “cardioide”). La capacidad de rechazar el sonido de la parte posterior hace que los patrones cardioides sean útiles en muchas situaciones donde no es deseable capturar una gran cantidad de sonido ambiente, ya sea en vivo o en un estudio. Por tanto, su uso es muy popular. Como todos los micrófonos no direccionales, los micrófonos cardioides tienen un efecto de proximidad (aumento de la respuesta de los bajos cuando el micrófono está muy cerca de la fuente de sonido).

Uso y calidad de sonido

Configuración

Antes de entrar en la calidad de sonido general, quiero hablar del software, ya que es una de las características más destacada del V2 Pro y la calidad de audio del micrófono depende en gran medida de él.

El funcionamiento del micrófono es muy sencillo y con tan solo conectarlo al USB del ordenador (plug and play) ya funcionará sin problemas. Eso sí, si queremos exprimirlo tendremos que utilizar el mezclador integrado que se puede configurar con el software Razer Synapse. Lo único malo es que hay que tener un poco de idea de que estamos haciendo porque Razer no da muchas instrucciones sobre su uso. Tampoco es muy difícil, pero debemos conocer algunos conceptos.

En la primera pantalla podemos controlar los niveles de volumen de los auriculares y la ganancia del micrófono (el volumen del micrófono). Además de eso, tenemos:

  • La tasa de muestreo que está relacionada con el nivel de detalle y calidad máximo. Los 96 kilohercios van a sonar un poco más limpios que los 48kHz, pero requieren más espacio de archivo. La frecuencia de 48 kHz es perfecta para grabar y no requiere tantos ajustes en el ecualizador, mientras que la de 96 kHz requiere un poco más de paciencia para conseguir el sonido adecuado.
  • El filtro de paso alto para reducir los retumbes graves. Viene bien para conseguir voces más limpias y un sonido más definido.
  • El limitador de ganancia analógico controla la ganancia de manera automática para que el micrófono no sature.

En la segunda pantalla es donde empieza lo divertido ya que podremos controlar los niveles de volumen del juego, el micrófono, la música, el chat de voz y el navegador por separado, pero todo en una sola aplicación.

Gracias a eso, en cualquier momento podemos bajar el volumen de la música o silenciar el chat de voz con solo pulsar un botón. Lo malo es que tenemos que abrir la configuración de sonido de Windows para configurar cada fuente de audio como un canal independiente que luego se utiliza en el mezclador. Vamos a verlo.

El V2 Pro rellena la configuración de audio de Windows con diferentes canales para el micrófono, el juego, el navegador, el chat de voz, la música y el aux. Incluso si no los utilizas, aparecen en la configuración de audio de Windows, lo que puede resultar frustrante para desplazarse mientras se busca una salida de auriculares o de altavoz

Por ejemplo, digamos que estoy jugando al CS:GO en el PC y me gustaría escuchar el juego en mis auriculares, pero a su ver compartir el audio en la retransmisión de Twitch. Para ello debemos abrir la configuración de sonido de Windows e ir a Preferencias de dispositivo y volumen de aplicación, allí seleccionamos la Salida predeterminada para el CS:GO el dispositivo Razer V2 Pro. A continuación, abrimos Razer Synapse y añadimos una nueva entrada de juego.

Por supuesto, todo esto es compatible con OBS, Streamlabs y similar. En OBS tendremos que añadir una fuente de captura de audio y en las propiedades seleccionaremos el dispositivo Game V2 Pro.

Si queremos tener música en el streaming, usar el navegador o el chat de voz, deberemos hacer una configuración similar.

Una vez configurado, no tienes que reiniciarlo, pero el software Synapse tiene que estar activo para escuchar todos tus canales de audio que se controlan en el software. Si hay canales de audio que son enviados directamente a la salida por defecto, estos pueden ser escuchados en todo momento siempre y cuando tengas esa salida seleccionada en Windows.

Cuando activo la monitorización en la Reproducción, puedo escuchar mi voz. Si no quiero la monitorización del micrófono, puedo desactivarla haciendo clic en el icono de los auriculares para silenciarla. Lo mismo ocurre con cualquiera de las otras salidas que añada. Si quiero que el audio deje de ir al Stream Mixer, hago clic en el icono de emisión. Esto funciona para todas las entradas, excepto la del micrófono.

Si quiero silenciar el micrófono, tengo que apagarlo en OBS o pulsar el botón físico de silenciamiento del micrófono. Si en algún momento cambias la configuración de salida de los auriculares a los altavoces, no olvides cambiar la configuración en el Stream Mixer para poder escuchar el audio de la nueva fuente de salida.

Un pequeño inconveniente de esta forma de funcionar es que no hay manera de escuchar el audio del Stream y de la Reproducción al mismo tiempo, sino que uno u otro está siempre activo.

Calidad de sonido

Como ya hemos visto, el micrófono monta una cápsula dinámica de 30 mm con patrón cardioide que promete conseguir un sonido de gran nivel. En general, diría que el micrófono responde mejor cuanto más cerca de la boca esté. De esta manera se nota un mayor aislamiento de la voz, sin incrementar la reverberación. Al usarlo tan cerca, es casi indispensable usar el filtro antiviendo que viene incluido o deberemos colocarle un filtro anti-pop externo. Además, por ese motivo es muy recomendable usar este micrófono con un brazo flexible, de esta manera lo podremos acercar más a la boca.

En la parte trasera tenemos una toma de auriculares de 3,5 mm

Si no lo acercamos lo suficiente a la boca el sonido se queda un poco plano. No suena mal, pero tampoco suena como un micrófono de gama alta. Al dejarlo en la mesa a unos 40-50 centímetros de mi boca, la voz se recoge natural y muy clara, pero no suena nada especial. Sonaba demasiado distante, pero si subo la ganancia, se escucha demasiado alta. En general, la gente decía que se me escuchaba notablemente mejor que con el micrófono de los auriculares, pero que tampoco era ninguna maravilla.

La cosa cambia cuando me acerco al micrófono, los resultados mejoran muchísimo. La voz tiene mucha más textura y suena más llena. Los graves suenan limpios, pero potentes. No es que tenga una voz demasiado bonita, pero al menos suena mucho más profesional.

También he notado que la función de ganancia automática se comporta ligeramente diferente en distintas aplicaciones. Es algo que no entiendo del todo porque creía que sería independiente. Quizás sea un problema de mi configuración, pero, en mi caso, si vas a utilizar varias aplicaciones diferentes, es recomendable dejar la ganancia automática desactivada.

En cuanto a ruidos, en general se puede escuchar las pulsaciones del teclado, en mi caso con switches marrones sin amortiguar. Por tanto, necesitarás utilizar algún filtro para eliminar los ruidos del teclado si presionas muy fuerte o si quieres conseguir un sonido lo más limpio posible. Por cierto, no hay filtros de ruido en el software de Synapse, por lo que tendrás que aplicarlos manualmente en OBS o cualquier otro software que utilices.

Opinión

El Razer Seiren V2 Pro es un micrófono de gama media-alta bastante competente. El diseño me gusta mucho y la calidad de construcción es excelente. También ofrece muchas posibilidades para controlar y mezclar entradas, aunque el proceso de configuración puede ser un poco tedioso. Personalmente, me gusta tener la opción de controlar los canales de audio y ajustar el ecualizador, pero si no necesitas tanto control sobre los canales quizás haya mejores opciones.

Por último, la calidad de sonido es bastante buena, aunque para conseguir el mejor resultado hay que poner el micrófono lo más cerca posible de la boca.

En definitiva, el Razer Seiren V2 Pro se lo recomiendo a gente que vaya a configurar un setup profesional de streaming con un brazo flexible para colocar el micrófono y que a su vez necesite un control meticuloso de los canales. Si quieres algo más fácil de configurar, es mejor que mires en otra parte.

Por ejemplo, el Blue Yeti X, que suele costar unos 140 euros, es más fácil conseguir un sonido de calidad y ofrece unos ajustes más sencillos para mejorar la calidad de sonido. Además, también cuenta con tres patrones polares diferentes.

WikiVersus participa en el Programa de Afiliados de Amazon, por lo que algunos enlaces pueden generar una pequeña comisión sin ningún coste adicional para el usuario. Esto no afecta de ninguna forma a la independencia de nuestros contenidos.
Razer Seiren V2 Pro
Ver precio