JBL Charge 4: pequeñas mejoras para uno de los mejores altavoces de JBL

Jesús Sánchez, 30 julio 2019

El JBL Charge 4 es un gran altavoz. Tiene una excelente calidad de construcción, es resistente, la calidad de sonido es buena y puede conectarse a dos teléfonos móviles a la vez.

Sin embargo, parece que JBL se conforma con hacer lo mínimo indispensable a la hora de renovar sus altavoces. Y es que el Charge 4 no supone una mejora importante frente al Charge 3. Sí, tiene un sonido un poco más pulido y mejor autonomía, pero si encuentras el 3 a buen precio, hazte con él.

JBL Charge 4

✓ Dimensiones: 220 x 95 x 93 mm
✓ Peso: 960 gramos
✓ Potencia: 30 W con 1 driver, 2 radiadores pasivos
✓ Batería: 7.500 mAh
✓ Autonomía: unas 20 horas (dependiendo de volumen). Con uso medio menos de 12 horas
✓ Tiempo de carga batería: 5,5 horas (real unas 4 horas)
✓ Resistencia al agua: IPX7
✓ S/N: > 80 dB
✓ Rango de frecuencias: 60 Hz – 20 kHz
✓ Conectividad: Bluetooth 4.2 (A2DP V1.3, AVRCP V1.6), jack 3,5 mm
✓ Otros: Función powerbank (capaz de cargar teléfonos móviles)

Me gusta

  • Diseño y calidad de construcción
  • Buen sonido global
  • Led de estado de batería
  • Resistente al agua

No me gusta

  • No cuenta con micrófono para manos libres ni para asistentes de voz (Siri, Google)
  • Las frecuencias altas están algo comprimidas
  • No se puede volver a la anterior canción con los botones

Diseño

  • Robusto
  • Calidad de construcción

El JBL Charge 4 es un altavoz imponente. Nada más sacarlo de la caja notamos sus 960 gramos de peso.

La superficie está recubierta por una tela (muy agradable) y por unos pequeños detalles de goma. Puedo decir que es una combinación excelente en cuanto a resistencia y diseño premium.

Además, aunque JBL no lo anuncia en su página, es resistente a caídas. A mí se me cayó desde una mesa al suelo y no tiene ni una muesca. Por supuesto, también es resistente al agua y tiene el certificado IPX7, lo que significa que puede sumergirse a un metro de profundidad durante 30 minutos.

En la parte inferior tenemos una pequeña peana para que no ruede y arriba tenemos los botones de JBL Connect+, volumen, play y los de encendido y emparejamiento de Bluetooth.

Los botones son fáciles de pulsar y hacen bastante más "clic" que en el modelo anterior

Pulsando el botón de play una vez pausaremos la reproducción; y si lo pulsamos dos veces podremos saltar a la siguiente canción. Sin embargo, no hay forma de volver a la anterior.

Mal JBL. No te hubiese costado nada que con tres pulsaciones se volviese para atrás…

En la parte trasera encontramos una tapa de silicona que protege la conexión de audio auxiliar (3,5 mm), un puerto USB-C y un puerto USB-A. El altavoz se carga con el puerto USB-C y puedes utilizar el puerto USB-A (el grande de toda la vida) para cargar el móvil gracias a su batería de 7.500 mAh.

USB-C, entrada auxiliar de audio, conector USB-A para cargar el móvil

En la parte frontal tenemos 5 leds que indican el nivel de la batería, tanto reproduciendo música como cuando se está cargando. Así, de un rápido vistazo sabemos cuánta batería nos queda o cuánto tiempo nos falta para tener la batería a tope.

Utiliza Bluetooth 4.2, algo antiguo, pero que proporciona una conectividad estable y con buen alcance. Un punto positivo es que podemos conectar el altavoz de manera simultánea a dos móviles y ambos pueden mandar canciones sin tener que estar desconectando uno y conectando el otro. Algo poco habitual, pero muy cómodo.

Además, también cuenta con la funcionalidad JBL Connect+ que permite emparejar dos o más altavoces de la compañía, siempre y cuando tengan esta tecnología, para reproducir música de en todos ellos a la vez.

Funciona muy bien y es muy cómodo porque no es necesario ni siquiera utilizar la aplicación del móvil. Le das al botón y funciona. Incluso puedes sincronizar altavoces que no tengas emparejados en el móvil. Algo muy útil si quieres exprimir esta función que permite interconectar más de 100 altavoces a la vez…

El JBL Charge 4 es un altavoz imponente, donde calidad de construcción y robustez van de la mano

Pero no todo iba a ser bueno, siguiendo la tendencia de Ultimate Ears, el Charge 4 no dispone micrófono, por lo que no tiene función de manos libres ni sirve para controlar los asistentes del móvil.

Es algo que, personalmente, no me resulta fundamental, pero que a veces es útil. Además, los asistentes móviles cada vez se usan más. Por si fuera poco, es una característica que está presente en altavoces de menos de 20 euros. Por lo que creo que no debería faltar en un altavoz que sobrepasa los 120 euros.

Otro punto a mejorar es que aun tratándose de un altavoz de gama alta, solo es capaz de reproducir música con el códec SBC, el cual no es el mejor en cuanto a calidad de sonido ni a retraso de la señal (oscila los 0,1 segundos). Aun así, sirve para ver vídeo, aunque el retardo se nota en videojuegos.

Audio

  • Un solo driver
  • Sonido ligeramente más refinado que el Charge 3

El Charge 4 ha sufrido muchos cambios de diseño en lo referente al sonido, sin embargo, el resultado no ha mejorado mucho respecto al Charge 3.

Ahora monta un solo driver de ovalado (50 x 90 mm y 30 W) montado asimétricamente en el altavoz (está en el lado derecho del mismo), mientras que el Charge 3 tenía dos drivers más pequeños en estéreo. Esto significa que el sonido del Charge 4 es mono.

En principio no es algo que empeore el sonido de por sí, ya que en el Charge 3 al estar tan juntos los conos no se llega a apreciar demasiado el efecto ni los matices que produce.

En los laterales encontramos unos nuevos radiadores pasivos que sirven para mejorar los bajos

Los bajos del Charge 4 son algo mejores. Son más definidos y, aunque tienen fuerza y profundidad, no emborronan los medios como el Charge 3.

Los medios, por su parte, son prácticamente iguales, lo que es bueno. Son cálidos y tienen textura, apenas están comprimidos y tienen mucha vida.

Los agudos también han mejorado un poco. Ahora suenan más nítidos y refinados, además, aguantan más volumen sin distorsionar nada.

En cuanto a volumen máximo, el altavoz es capaz de llenar, con un sonido potente, habitaciones grandes. Debido a su ecualización, también se defiende muy bien en exteriores.

En resumen, el sonido del Charge 4 ha sufrido muchos cambios, aunque el resultado final ha mejorado menos de lo esperado respecto al Charge 3.

El Charge 3 tenía una buena calidad de sonido cuando fue presentado, pero a lo largo de estos años han aparecido muchos competidores que han subido mucho el listón.

El Charge 4 presenta un sonido más refinado. Unos bajos notables y profundos, pero no exagerados. Los medios son muy buenos y los agudos han mejorado, sin embargo, la competencia viene pisando muy fuerte en esta gama.

Autonomía

  • Unas 10-12 horas de reproducción a volumen medio
  • Permite cargar el móvil

El Charge 4 incorpora una generosa batería de 7.500 mAh que, según el fabricante, le otorga una autonomía de 20 horas. En la vida real y a volumen medio la autonomía es más cercana a las 12 horas, algo que se encuentra en la media de esta gama. Si subimos el volumen, la autonomía puede bajar hasta unas 6-8 horas con bastante facilidad.

Se carga al máximo en unas 4 horas, una hora y media menos de lo que anuncia JBL en las especificaciones… La carga del altavoz se hace mediante la conexión USB-C de la parte trasera. No incluye adaptador de red, pero podemos utilizar el del teléfono o la tablet sin ningún problema.

Además, también cuenta con un puerto USB-A al que podemos conectar un móvil y cargarlo usando el Charge 4 como powerbank. Algo muy útil.

Conclusiones

El JBL Charge 4 es un altavoz muy bueno, pero que se queda a un par de pasos de ser excelente, sobre todo en el apartado de sonido, donde JBL tiene potencial para hacerlo mucho mejor.

Los materiales de construcción son muy buenos, al igual que los acabados. Además, es muy resistente y tiene protección contra el agua. El sonido también es bastante bueno, pero como ya he dicho, podría ser mejor.

Creo que JBL y Ultimate Ears sufren del mismo problema. Están tan endiosados que se creen que no les hace falta mejorar para seguir dominando el mercado. Me temo que si siguen así, se les va a acabar el pastel rápidamente.

Rivales

JBL Charge 3 vs JBL Charge 4

El JBL Charge 4 es un poco más grande, pero incorpora mayor batería (7.500 mAh frente a 6.000 mAh), lo que le permite disfrutar de una autonomía mayor.

El Charge 3 funciona con Bluetooth 4.1 y tiene JBL Connect, mientras que el Charge 4 va con Bluetooth 4.2 y JBL Connect+.

La calidad de construcción de ambos es muy buena, ambos son resistentes al agua, ambos flotan… Pero el Charge 4 no incluye micrófono ni cargador de pared, cosa que el 3 sí.

Por terminar, el sonido del Charge 4 es algo mejor que el 3, pero quizás no tanto como para justificar su diferencia de precio, sobre todo si tenemos en cuenta el Charge 3 se puede encontrar a muy buen precio por estar descatalogado.

JBL Charge 4 vs JBL Xtreme 2

El JBL Xtreme 2 es mucho más grande que el Charge 4. Tiene dos drivers de 70 mm con los que suma 40 vatios de potencia.

Además, el Xtreme 2 puede conectarse de forma inalámbrica con hasta tres teléfonos, y puede cargar dos dispositivos a través USB. Ofrece 15 horas autonomía, JBL Connect+ y es resistente al agua.

JBL Charge 4 vs JBL Xtreme 2

En cuanto a sonido, el Xtreme 2 es una bestia, tanto en potencia como en calidad de sonido. El Charge 4 suena muy soso al lado del Xtreme 2, que proporciona un sonido mucho más abierto y dinámico.

El Charge 4 es la mejor opción si necesitas moverlo mucho, pero el Xtreme 2 es mucho mejor altavoz.

JBL Charge 4 vs JBL Flip 4

El Flip 4 es un poco más pequeño, tiene 16 vatios de potencia y la autonomía real es un par de horas menor.

Sin embargo, puede conectarse simultáneamente a dos teléfonos, es resistente al agua, tiene un conector de 3,5 mm, es compatible con JBL Connect+ y, también, tiene la funcionalidad de manos libres y sirve para ejecutar los asistentes de voz de Siri y Google.

En cuanto a calidad de sonido, el Flip 4 tiene un sonido muy colorido y agradable, aunque las frecuencias altas son algo duras. El Charge 4 tiene mejores bajos, mejores agudos y alcanza mayor volumen.

JBL Charge 4 vs Sony XB32

El tamaño de ambos es muy parecido. Al igual que la resistencia a los golpes y al agua. Además, ambos flotan en el agua.

El Sony XB32 tiene una autonomía un poco mejor, puede utilizar el códec LDAC y, además, tiene la opción de los leds.

En cuanto a sonido, los graves del XB32 llegan más abajo, pero los del Charge 4 tienen más fuerza y son más detallados. Los medios son más vivos en el Charge 4 y los agudos son algo mejores en el Sony. En cuanto a potencia también gana el XB32.

La verdad es que son unos altavoces muy parecidos. Yo me quedaría con el más barato.

JBL Charge 4 vs Denon Envaya

El Denon Envaya tiene micrófono para manos libres y para los asistentes del móvil. Además, utiliza el códec Bluetooth aptX, que ofrece streaming de audio por Bluetooth con calidad de CD, minimizando los problemas de latencia y sincronización audio-vídeo con dispositivos de streaming compatibles.

En cuanto a calidad de sonido, el Denon Envaya tiene un sonido excelente, balanceado pero rico en matices. Tiene buena amplitud y apenas sufre de compresión en ninguna frecuencia.

El Denon Envaya es mejor altavoz, aunque es menos resistente.

JBL Charge 4 vs Harman Kardon Onyx Studio 4

En sonido, el Onyx 4 tiene una calidad de sonido mucho mejor que el Charge 4.

Pero claro, es mucho menos resistente, es muy poco portable y la autonomía es muy inferior. El Charge 4 es más práctico y no está nada mal en cuanto a calidad de audio.

Ver más
JBL Charge 4
Ver precio